Sonmolencia

1 Fatiga
Es una sensación de cansancio extremo, agotamiento o debilidad ...
2 Somnolencia
Es una actitud exagerada de sueño, uno de los mayores enemigos al volante ...
3 Consejos
Decálogo para una conducción segura ...

 

¿Qué es?

Bored man at the wheel of his car sleepingEs una actitud exagerada de sueño, uno de los mayores enemigos al volante, porque no hay capacidad de reacción hasta que es demasiado tarde.
Según la DGT, la somnolencia es un factor implicado, directa o indirectamente, entre el 15 y el 30% de los accidentes de tráfico en España.

Causas

  • Falta de sueño o de la calidad del mismo. Nuestro cuerpo necesita un descanso diario, vital para su buen funcionamiento. Mientras dormimos, nuestro organismo se repone de la actividad realizada durante el día, se regeneran tejidos y se fijan en nuestra mente las experiencias vividas.
  • Cambio de horarios, como ocurre normalmente en los trabajos por turnos, en los que la alteración de la rutina de sueño puede hacer que éste aparezca cuando deberíamos estar despiertos.
  • Conducir durante largos períodos sin un descanso adecuado.
  • El alcohol y ciertos medicamentos con sustancias sedantes, como algunos antihistamínicos y antidepresivos.
    Es aconsejable consultar al médico sobre los efectos que pueden producir durante la conducción

Otros factores a tener en cuenta:

  • La hora del día. Es probable que nos sintamos más somnolientos durante la madrugada o después de comer, momentos en los que debemos estar más alerta.
  • Los entornos monótonos, como por ejemplo una vía demasiado larga o sin en el paisaje. La radio o la conversación son buenos aliados para hacernos sentir más despiertos.

 

Consecuencias

  • Incremento del tiempo de reacción frente a cualquier imprevisto. Muchos accidentes suelen producirse por alcance. Si en un estado de somnolencia el coche de delante frena bruscamente nuestra capacidad de respuesta será inferior y, por tanto, será más fácil impactar con el vehículo delantero.
  • Menor capacidad de concentración y mayor facilidad para distraerse, lo que conlleva a una conducción automática.
  • Lentitud en la toma de decisiones, lo que provoca que cometamos más errores, sobre todo en las respuestas rápidas.
  • Aparición de los denominados “microsueños”. Brevísimos lapsos de tiempo en los que nos quedamos dormidos y permanecemos ajenos a todo lo que ocurre en la vía. Son responsables directos de numerosos accidentes de extrema gravedad. Cada segundo de desconexión con la carretera es una posible causa de accidente.
  • Reducción de la capacidad sensorial. El sentido más afectado es la vista. Nuestra visión puede volverse borrosa y más sensible a deslumbramientos, sobre todo de noche.
  • La somnolencia puede hacer que nos volvamos más agresivos.

Prevención

  • Antes de emprender un viaje debemos dormir lo suficiente y parar cada dos horas para recuperar el nivel de activación de nuestro cerebro.
  • Tomar una taza de café durante la pausa puede ayudar a reducir la sensación de cansancio y fatiga. Estudios científicos han demostrado que con una pausa de 15 minutos y una taza de café los conductores realizan una conducción más precisa y segura.
  • Comer bien antes y durante el viaje, evitando siempre las comidas copiosas y las bebidas alcohólicas.
  • Después de muchas horas al volante, debemos parar cada dos horas y bajamos a estirar un poco las piernas. Si no lo hacemos, nuestros músculos pueden entumecerse y nuestros movimientos serán más lentos y menos precisos.